lunes, 4 de junio de 2012

Bertha


Se derrama una lágrima de plomo que se estrella contra el cemento de la sordera y la traición de la propia carne.
Se alzan las faldas mudas de la valentía uterina, de los senos que manan coraje y decisión.
Se multiplican las voces y se confunden con el trinar de los pájaros rebeldes que buscan proteger su nido y la herencia de su canción.
De lejos miran los señores de lengua larga y bota disfrazada, esconden las intenciones que la oscuridad de sus actos termina por revelar. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...